martes, 24 de marzo de 2009

Sobreinformación

Mi post de hoy será breve, dado que me he dejado las gafas de pasta en el despacho (aunque debo reconocer que el mundo borroso es mucho más interesante).

Hoy me he enterado de una noticia interesante. En un mundo sobrecargado de información y de contenidos, la Warner ha decidido distribuir a través de Internet, previo pago, su archivo de películas y series de televisión.

Lo que antes estaba sólo a disposición de unos pocos privilegiados y estudiosos, podrá comprarlo ahora cualquier cinéfilo con mastercard.

Internet pone a disposición de cualquiera tanta información especializada que nos desborda. Por eso, el futuro de la red está en las empresas que, como Google, saben buscar y ofrecer de manera ordenada esos contenidos.

Con esta reflexión baladí les dejo. Hasta mañana, si Dios no lo remedia.

No hay comentarios: