jueves, 12 de marzo de 2009

La Justicia del Cadí (II)

Algunos de mis clientes me han preguntado si les puede sancionar la Agencia por contratar a una empresa de seguridad que no cuente con las debidas licencias para que les realice la instalación de cámaras de videovigilancia.

La AEPD no tiene potestad para imponer sanciones que se deriven del incumplimiento de la Ley de Seguridad Privada, por más que a Monsieur le Directeur se empeñe. No obstante, en la Guía sobre Videovigilancia, se expone el siguiente razonamiento para poder sancionar a aquellos que contratan a quienes no tengan la acreditación necesaria:

1º. La grabación de imágenes es un tratamiento de datos de carácter personal. Habrá de estar legitimado por el contimiento del interesado o por algunas de las tres excepciones del art. 6.2 (ley habilitante, relción contractual entre el responsable y el afeactado o tratamiento realizado por una administración pública en el cumplimiento de sus funciones).

2º. Lo más frecuente es que las cámaras se instalen para garantizar la seguridad de bienes y personas, y no se recaba el consentimiento del interesado. La legitimación del tratamiento en estos casos se encuentra en la Ley 25/1992, de 30 de julio, de Seguridad Privada, que la realización de dichas actividades siempre que se cumplan unos requisitos.

3º. Uno de estos requisitos es que las empresas que realicen la instalación de cámaras de seguridad estén debidamente acreditadas.

4º. Por eso, si se contrata a una empresa que no dispone de tal acreditación, se incumplirá la Ley de Seguridad Privada y no existirá legitimidad para el tratamiento de los datos.

Buenas noches.

No hay comentarios: